octubre 23, 2020

Mes de Concientización sobre el Cáncer de Mama: ¿Es posible quedar embarazada después de la enfermedad?

¿Es posible quedar embarazada después del cancer de mama?

Por el Comité editorial de IVI Buenos Aires

Cada octubre se conmemora el Mes de sensibilización sobre el cáncer de mama, con el objetivo de sensibilizar y crear conciencia sobre este flagelo que el más frecuente en las mujeres. Datos recogidos por la Organización Panamericana de la Salud (OPS) en el 2010, informan que en la Argentina mueren alrededor de 5.400 personas por año debido al cáncer de mama.

 Poco se sabe en la actualidad sobre las causas que provocan el cáncer de mama, pero lo que sí se puede asegurar es que la detección temprana continúa siendo la manera más eficaz de luchar contra esta enfermedad. De hecho, detectada a tiempo, las posibilidades de curarla mediante un tratamiento adecuado aumentan considerablemente. De lo contrario, a los médicos les quedan pocas opciones, como aplicar cuidados paliativos que alivien el sufrimiento de los pacientes. Por eso, se les recomienda, a todas las mujeres mayores de 50 años, realizarse una mamografía cada uno o dos años.

Ahora, ante el diagnóstico de cáncer de mama, son muchas las interrogantes que pueden surgir. La mayoría de ellos relacionados con el tipo de terapia, tiempo de duración y/o sus efectos secundarios. Sin embargo, una de las últimas o, quizá, menos prioritaria es consultar sobre los efectos del tratamiento sobre la fertilidad y como puede afectar la posibilidad de embarazo a futuro. Por ello, desde IVI Buenos Aires queremos hacer hincapié en este tema y sumar, desde nuestra práctica, nuestro grano de arena.

Fertilidad en pacientes oncológicas

Antes de iniciar el tratamiento, es fundamental que la paciente consulte con su médico los posibles efectos sobre su fertilidad. Si su deseo es ser madre a futuro, esta información le servirá para tomar las decisiones en conjunto con su oncólogo y un médico especialista en reproducción asistida, para llevar a cabo un tratamiento para la preservación de la fertilidad.

Pero, ¿por qué la terapia oncológica puede afectar la capacidad de gestación? Todo va a depender en qué etapa se detecte el cáncer y el tratamiento indicado, ya que cada uno podría afectar de forma distinta. Hablaremos brevemente de los más comunes.

La quimioterapia, se aplica para eliminar células que se dividen rápidamente. Una de las características de los óvulos, es que tienden a dividirse con gran velocidad, por lo cual, es muy probable que se vean afectados por la quimioterapia. Esto, a su vez, afecta los niveles de estrógeno, hormonas necesarias para liberar óvulos cada mes y preparar el útero para un posible embarazo.

En el caso de la radioterapia, dependerá de la cantidad de radiación absorbida por los ovarios. Sin embargo, el riesgo suele ser más alto para pacientes que reciben este tratamiento en el área de la pelvis o abdomen, por su cercanía a los ovarios. A este grupo se le suman las mujeres que reciben radiación en el cerebro, ya que podría afectar la glándula pituitaria, encargada de enviar señales a los ovarios para producir hormonas. Con la radioterapia, estas señales pueden verse afectadas y, con esto, el proceso de ovulación.

Por su parte, las terapias hormonales, comunes en el tratamiento del cáncer de mama, pueden generar alteraciones hormonales. Según la American Cancer Society, este tratamiento puede bloquear o suprimir las hormonas, afectando de forma temporal o permanente el ciclo menstrual. Esto dependerá del tipo y la duración del tratamiento.

Básicamente, los efectos sobre la fertilidad conllevan un daño sobre los óvulos, afectando directamente la capacidad de lograr un embarazo a futuro. En muchos casos es posible que la paciente vea afectada drásticamente su cantidad y calidad ovocitaria o que sufra de menopausia precoz.

Es importante agregar que la preservación de la fertilidad no afecta el pronóstico de la enfermedad. Actualmente, sabemos que la estimulación ovárica para la vitrificación de ovocitos, puede iniciarse en cualquier momento del ciclo menstrual y completarse en 15 días. De esta forma se puede dar inicio al tratamiento oncológico sin demoras mientras se protege la fertilidad.

En el procedimiento de la vitrificación de ovocitos, éstos son tratados con sustancias crioprotectoras y luego son sumergidos en nitrógeno líquido a una temperatura de -196°. De esta manera, mantienen las mismas condiciones del momento en que fueron criopreservados y pueden ser usados una vez que la paciente haya superado la enfermedad.

Ser madre después del cáncer de mama

Ante este panorama y respondiendo a la pregunta inicial, “¿es posible quedar embarazada después de la enfermedad?”, la respuesta es sí. Gracias al avance de la ciencia, junto con las técnicas de reproducción asistida, existe la posibilidad de preservar la fertilidad para poder elegir ser madre una vez finalizado el tratamiento oncológico.

Teniendo en cuenta los efectos antes mencionados, preservar la fertilidad es la opción más segura de lograr un embarazo luego de superada la enfermedad. Además, se ha comprobado que esta alternativa es tan importante para la paciente, que incluso sirve de apoyo emocional para luchar contra el cáncer.

En este sentido Sofía, quien preservó su fertilidad tras un diagnóstico de cáncer de mama en IVI Buenos Aires, añade “es importante darse un tiempo para entender que vitrificar tus óvulos te da la oportunidad de ser madre una vez superado el cáncer. De primera mano, sé lo mucho que asusta tener que someterse a medicación hormonal y análisis, que se agregan a los tratamientos propios de la enfermedad, pero vale la pena solo por tener la posibilidad cuando ya sea posible”.

Uno de los temores que suelen tener las pacientes que deciden ser madres después de un tratamiento contra el cáncer está relacionado a la posible recurrencia de la enfermedad durante el embarazo. Sin embargo, un estudio llevado a cabo por la Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO) y presentado en el marco de su reunión anual, realizada en Chicago (EE. UU), en el 2017, descartó que las mujeres que quedan embarazadas después de superar un cáncer de mama, tengan más riesgos de sufrir una recaída, o de fallecer.

Sin duda, estos datos representan una tranquilidad para las supervivientes de un cáncer de mama. Por esto, desde IVI queremos reafirmar nuestro compromiso con todas las pacientes que nos han confiado su sueño de maternidad. Queremos decirles que no están solas, que las esperamos para cumplir su sueño y sumar su bebé a las 37 que ya han nacido gracias a nuestras técnicas de reproducción asistida. Hoy tenemos 37 razones para la esperanza que queremos compartir con ustedes.

Prevención en tiempos de Covid-19

Octubre es el mes de la sensibilización sobre el cáncer de mama, dedicado a visibilizar esta enfermedad y concientizar sobre la importancia de la prevención y detección temprana. La prevención primaria es antes de que la enfermedad aparezca, o antes de que los factores de riesgo incidan en la persona, y la prevención secundaria es detectar tempranamente. La mamografía es el método de detección temprana más importante que tiene la mujer, porque disminuye el riesgo de contraer un cáncer de mama en etapas más agresivas.

Respecto a esto, es fundamental tener en cuenta que, a pesar de la situación global que vive la humanidad, a causa de la pandemia, no se deben suspender las consultas médicas, ni postergar los chequeos de rutina. Vale la pena agregar, que las pacientes oncológicas tienen prioridad en los centros de reproducción asistida para realizar su tratamiento de preservación de la fertilidad. Actuar a tiempo frente al cáncer de mama, puede salvar vidas.

Los tratamientos desarrollados en los últimos años han mejorado mucho la supervivencia de los pacientes oncológicos. En la actualidad, existe un porcentaje importante de pacientes que consiguen curarse completamente, o al menos cronifican o detienen la enfermedad por muchos años. En ellos, sobre todo en los más jóvenes, aparece la necesidad de recuperar la fertilidad cuando haya terminado el tratamiento.

Por otro lado, en aquellos casos en los que los órganos sexuales estén implicados y la fertilidad se vea afectada por completo, las técnicas de reproducción asistida continúan siendo una gran opción.

Solicita información sin compromiso:

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Volver arribaarrow_drop_up