diciembre 1, 2016

La obesidad, un obstáculo para lograr el embarazo

IVI

A nivel mundial vemos como el sobrepeso y obesidad van en aumento. De acuerdo a datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 2014 alrededor del 13 % de la población adulta mundial era obesa y el 39 % tenía sobrepeso. Pocos saben que tanto el sobrepeso como la obesidad son considerados causas de infertilidad en el varón y en la mujer. Esto lo vemos reflejado en IVI Buenos Aires, donde hemos notado que el 35 % de las pacientes que nos visitaron en 2016 tenían sobrepeso u obesidad.

La obesidad como causa de infertilidad

Existen estudios que demuestran que las pacientes que sufren de obesidad tienen menor tasa de éxito a la hora de realizar un tratamiento de fertilidad.
• Sufren irregularidad en su ciclo como menarquía precoz
• Pueden tener ciclos con intervalos de 36-90 días o hasta la ausencia de la menstruación
• Presentan casos de anovulación asociada al síndrome de ovarios poliquísticos (SOP)
• Tienen baja calidad ovocitaria-embrionaria
• Baja receptividad endometrial
La búsqueda de embarazo de mujeres con obesidad se prolonga 3 veces más que en una mujer con normopeso. Existen las excepciones y hay mujeres que a pesar de tener obesidad consiguen un embarazo de forma natural y en un plazo corto de tiempo.

La obesidad y sus consecuencias obstétricas

La obesidad no solo afecta la búsqueda del embarazo sino que también afecta durante el embarazo a la madre y al niño por nacer.
• Aumenta las tasas de aborto y duplica el riesgo de muerte fetal. Por otro lado, las secuelas que se observan en los niños nacidos con madres obesas los acompañan toda la vida
• Existe mayor riesgo de presentar enfermedades cardiovasculares, síndrome metabólico y diabetes tipo II no solo en la adolescencia, sino también durante la adultez
Los niños con madres obesas tienen un 40 % más de probabilidad de padecer sobrepeso u obesidad

El embarazo con un peso sano

Buscar un embarazo en un peso normal es ideal para poder sobrellevarlo de la mejor manera posible y no influir en la salud del feto. Si sufrís de sobrepeso u obesidad y estás buscando quedar embarazada te recomendamos que consultes con un especialista en nutrición y un preparador físico para que te ayuden a llegar a tu peso ideal 6 meses antes de comenzar tu búsqueda. Si estás en pareja, hacer ejercicios juntos es una buena idea para apoyarse y para mejorar la fertilidad en ambos.
“Es fundamental que ambos miembros de la pareja se concienticen y modifiquen sus malos hábitos alimenticios. Está comprobado que la obesidad afecta a la calidad seminal, como también produce un aumento del riesgo de infertilidad, independientemente del IMC de la pareja femenina, lo que puede causar mayores problemas para concebir si ambos son obesos”, explica el Dr. Fernando Neuspiller, director de IVI Buenos Aires.

Solicita información sin compromiso:

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Artículos destacados
Volver arribaarrow_drop_up