agosto 8, 2016

La Reproducción Asistida, un mundo de mujeres… y varones

IVI

En IVI Buenos Aires estudiamos a ambos miembros de la pareja para obtener así una imagen clara de los futuros padres y crear el mejor plan de tratamiento para lograr su sueño de ser padres. Es así que nos damos cuenta que la causa de infertilidad no siempre radica en la mujer. Sabemos que las causas de infertilidad radican en el varón en un 30% al igual que en la mujer” explica el Dr. Neuspiller, director de IVI Buenos Aires.

Muchos aún piensan que el mundo de la Reproducción Asistida se trata únicamente de la mujer dado que ella es la que pone el cuerpo desde la aplicación de la medicación hasta el momento de dar a luz. Hasta podría pensarse que el hombre adquiere en este mundo un papel más secundario, como de acompañante. “Lo que la mayoría de las personas, que nunca han realizado un tratamiento de fertilidad no están contemplando es que el hombre tiene un rol tan importante como el de la mujer durante el tratamiento” añade la Lic. María Villamil, psicóloga de IVI Buenos Aires. “Su rol no solo se ve afectado por la calidad de su semen sino también por la dificultad de lograr un sueño que tienen ambos miembros de la pareja.”

El Apoyo Psicológico durante el tratamiento

Es cierto que las emociones son más fáciles de transmitir en el caso de las mujeres pero no hay que olvidar que cuando hablamos de transitar un tratamiento de reproducción asistida, sin importar la causa, ambos miembros de la pareja lo sufren. Es de gran importancia que los hombres expresen por lo que están pasando, ya sea en un espacio específico para eso o en la intimidad de la pareja. Compartir lo que están viviendo es un paso importante que unirá a la pareja y los ayudará a lidiar de la mejor manera por lo que están pasando.

Afortunadamente cada vez es menos tabú, el hecho de asistir. Esto sucedía porque la fertilidad masculina sigue estando asociada a la virilidad del hombre. “En la consulta observamos a hombres que, al ver a sus mujeres sufren, intentan protegerlas, sin mostrarles ningún signo de debilidad o dolor. Una respuesta muy común de nuestros pacientes al preguntarles cómo se sienten ante la situación que están viviendo es: “Yo estoy bien, lo paso mal por ella, lo que más me preocupa es verla mal”. Ante esta respuesta, es importante hacerle ver al hombre que es lícito sentirse mal y poder expresarlo ante la no consecución de embarazo tras un tratamiento de reproducción en el que se habían puesto tantas expectativas” aclara la Licenciada.

“No hay que perder de vista que si bien la mujer es la que pone el cuerpo a la hora de realizar los tratamientos y durante el embarazo, ambos miembros de la pareja tienen las mismas probabilidad de tener un problema de fertilidad. Y a la hora de realizar un tratamiento es fundamental el diálogo de la pareja para poder acompañarse, por eso le damos tanta importancia al Apoyo Psicológico en IVI Buenos Aires” finaliza el Dr. Neuspiller.

Solicita información sin compromiso:

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Volver arribaarrow_drop_up