agosto 23, 2018

LAS PACIENTES DE REPRODUCCIÓN ASISTIDA VIVEN EL EMBARAZO CON MAYOR INTENSIDAD

  • Cuantos más tratamientos de fertilidad fallidos haya tenido una paciente, existe mayor probabilidad de presentar miedos en el embarazo y luego del mismo
  • El impacto emocional que viven las pacientes, hace aconsejable la orientación y el seguimiento de apoyo emocional durante el embarazo

 

 BUENOS AIRES,  AGOSTO DE 2017

El deseo de ser padres, de conseguir un embarazo, es un derecho de cualquier persona como individuo o como parte de una pareja. “Si este deseo no se logra, por un problema de fertilidad, puede dar origen una herida que repercute en la propia confianza del individuo y hasta influye en la relación de pareja” explica la Lic. María Villamil, psicóloga de IVI Buenos Aires. “La decisión de formar una familia para las parejas diagnosticadas con algún problema de infertilidad o personas solteras, es una experiencia vital en la que se unen expectativas personales y mandatos sociales sobre la procreación. Es por ello normal que al lograr ese sueño tan esperado, como es el de ser madre, luego de diversos tratamientos fallidos presenten algunos desajustes emocionales” añade. “Cuando hablamos de desajustes nos referimos a la presencia de síntomas relacionados al estado de ánimo y la ansiedad (extrema preocupación sobre el estado de salud e integridad física del bebé por nacer y luego de nacido), usualmente en pacientes que han tenido que experimentar abortos recurrentes o varios tratamientos fallidos” aclara la licenciada.

 

Estas emociones mencionadas se le suman al período de estrés, incertidumbre, cambios endocrinos del esquema corporal y la propia reorganización psicológica que requiere convertirse en madre, sin importar la manera en que se conciba.

 

Nacido por tratamiento de Reproducción Asistida

 

El hijo significa para los padres la posibilidad de trascender en el tiempo, que sea portador de todo lo que han sido sus valores e ideales. Permite al ser humano maduro, sentir que está superando la propia inmediatez. El concepto social de paternidad y maternidad nos lleva en ocasiones a buscar hijos para dar un sentido a nuestras vidas. “Desde la Unidad de Apoyo Psicológico, ayudamos a que los pacientes encuentren primero sentido en sus vidas y luego consigan prolongarlas a través de los hijos”.

 

 

A pesar de la evolución a nivel social, la maternidad o su ausencia, específicamente cuando la mujer tiene problemas para conseguirla, aún está vinculada con la imagen que la mujer tiene de sí misma. Debido a eso, a veces las mujeres con problemas reproductivos se sienten en muchos casos humilladas y ofendidas, diferentes a las demás mujeres y hasta culpables. Asimismo, durante el embarazo siguen estando rodeadas de temores que tienen relación directa con la propia integridad en torno a su capacidad como futura madre, presentes en muchas ocasiones en los últimos meses de la gestación.

 

Problemas emocionales específicos de la pareja infértil tras el embarazo

 

La Lic. Villamil indica que para los pacientes que han dedicado todas sus energías durante mucho tiempo para conseguir una fecundación, el embarazo supone una enorme alegría y alivio, al menos inicialmente. Sin embargo, no es raro que se enfrenten con problemas en su nueva identidad de padres:

 

– Al tratar de conseguir el embarazo, es posible que la pareja no haya anticipado su rol de padres de un hijo cuya existencia significa un cambio en su relación con el otro

 

– Muchas veces la anticipación ansiosa de una posible pérdida de lo conseguido dificulta la asimilación de los cambios que se van produciendo durante el embarazo a lo largo del tiempo

 

– El cambio de equipo médico o del rol del ginecólogo. Usualmente se deposita mucha confianza en ese médico que logra cumplir aquel sueño tan deseado, y los pacientes buscan mantener el mismo especialista durante todo el embarazo

 

“Los niños nacidos por técnicas de Reproducción Asistida usualmente son hijos deseados que han sido pensados y buscados durante años por pacientes que tienen una gran capacidad de amor para dar. Es por ello natural el temor que sienten a la pérdida de lo que tanto trabajo les ha costado conseguir. Por esa razón, se aconseja tener la contención emocional del grupo familiar y si la situación alcanza una entidad clínica, se aconseja la orientación y el seguimiento de la embarazada y su pareja por parte de un profesional de la salud mental” señala la licenciada.

CONTACTO DE PRENSA

  • Hazel Hazan
  • Email: [email protected]
  • Teléfono: (5411) 4789 3600 - (5411) 4789 3610
  • Av. Del Libertador 5962 (C1428ARP) Buenos Aires, Argentina

DOSSIER DE PRENSA

Última actualización
Octubre 2018

Descargar PDF

Volver arribaarrow_drop_up